Nueva apertura en la zona de Almagro,  en un resurgir gastronómico al que ahora viene a sumarse CIRO, un proyecto que irrumpe en ese escenario con vitalidad, propuestas y desde luego muchas ideas. Buen producto, buen servicio y bonita decoración; tres características imprescindibles que demuestran la consistencia de CIRO.

 

PROYECTO NUEVO CON EXPERIENCIA

CIRO comienza su andadura con un importante respaldo profesional. Ahí están Senén Alcalde que ha trabajado en Londres en locales tan emblemáticos como Nobu y Zuma; y ha dirigido en Madrid proyectos como Bar Tomate, Luzi Bombóm o Ana La Santa; y también Sergio Rayo con una larga trayectoria en hostelería. Precisamente CIRO nace con la idea de ser un homenaje al abuelo de Senén, un viticultor apasionado que vendía vino a granel en Rueda. De esta forma, se hace realidad un viejo sueño familiar con esta idea: “interpretar en clave actual la taberna de toda la vida pero dando un paso más en la elaboración de los calientes y fraccionado las raciones para facilitarle la vida al comensal”.

 

EL TAPEO TRADICIONAL

La oferta se basa en el producto fresco y de temporada siendo la estrella de la casa los encurtidos caseros y las verduras navarras. Para acompañar el vermú de grifo y la caña, encontramos banderillas que se sirven como aperitivo, gildas variadas de boquerón, anchoa o bonito, pepinillos, tomate, boquerones y desde luego pimientos y anchoa en salmuera; además de canastas de verduras y hortalizas traídas desde Tudela.  Por ejemplo, ahora hay piparras, ajetes, espárragos trigueros, borraja, cardo, pimiento dulce y tomate que se prepararán en ensalada, en guiso, a la plancha o al gusto del cliente. Sinceridad y frescura son la máxima de CIRO donde todo se hace al momento y a la vista del comensal. En la propia barra se preparan las ensaladas, la ensaladilla rusa, el tartar de salmón, los encurtidos y los ahumados. También hay conservas de primeras marcas, pescados del día entre los que destaca el “Bacalao Ciro” (un pil pil cuya receta familiar es secreta), y otras ofertas de picoteo como tortilla de patata y croquetas, albóndigas, carrillera y mini hamburguesas de ternera de la sierra madrileña y  no faltan jamón, lomo, salchichón, secreto, pluma y presa ibéricos. En el apartado de calientes sobresalen también los arroces al horno de calamares y mejillones, a banda con almejas y de morcilla, setas y espárragos. En la carta de vinos encontramos unas 25 referencias todo son vinos de producciones limitadas procedentes de proyectos pequeños y familiares, incluyendo el vino que la familia de Senén hace en Madrid: Pago de Ritos. “Queremos descubrir al público esa viticultura apasionada que practicaba el abuelo Ciro escogiendo etiquetas muy especiales y personales”.De la decoración del espacio, con capacidad para unos 70 comensales se ha ocupado el estudio Madrid In Love, autor de otros proyectos de éxito en Madrid que ha querido aquí “reinterpretar el concepto de taberna en un lenguaje contemporáneo”. En definitiva, CIRO es la nueva apertura de Madrid que nos ofrece con una nueva forma de ver el tapeo.

 

Fotografía: Cedidas por CIRO

CIRO

C/Fernando el Santo, 4.

MADRID

Phone: 911386233.

Horario: M-S 12:00 a 17:00 h./ 19:30 h. a cierre/ D 12:00 a 17:00

Precios: Variable. Se pueden comer 15 euros

 www.casaciro.es

Uso de cookies

Este sitio web utiliza Cookies propias para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest