En COMESTIBLES LA FÁBRICA, la palabra mágica es: frasquito. Una palabra que la chef Valentina Ciardulli vincula a la gastronomía. Elaborados artesanalmente, se trata de tarros envasados al vacío que duran varios meses. De berenjena, salchichas con grelos, o lasaña de carne. La sugerencia cambia según la temporada. La chef vuelve a apostar por una cocina de calidad y muy sabrosa en COMESTIBLES LA FÁBRICA. Una propuesta original y divertida para tomar aquí o llevar a casa. Unas elaboraciones para maridar con más de 80 referencias de vinos, todos disponibles por copa. Un lujo para los sentidos. Una experiencia donde se vive con los ojos de siempre una propuesta novedosa y diferente. Sabores y productos en frasquitos que nos llevan a un mundo de vibrantes recetas que nos hacen disfrutar. Un colmado gourmet en pleno siglo XXI.

 

LA VANGUARDIA SE SABOREA

COMESTIBLES LA FÁBRICA es un espacio hecho para el disfrute en todas sus variantes. Una carta pensada en saborear y cuidarse. Un espacio de diseño. COMESTIBLES LA FÁBRICA es la nueva propuesta gastronómica de LA FÁBRICA, que ahora encuentra su sitio en la gastronomía. “Su nombre es un guiño a los colmados de antaño y define a la perfección el interior de este espacio contemporáneo que aúna un restaurante y una tienda gourmet con productos exquisitamente seleccionados. Una nueva etapa con destacadas novedades en este proyecto siempre activo y en constante evolución”. La tienda de LA FÁBRICA es coqueta. No demasiado grande, este rincón invita a disfrutarse sin prisas. “Ofrecemos en la tienda productos únicos: joyas, cerámicas, complementos de piel, carteras, pañuelos. Creaciones de jóvenes diseñadores y artistas españoles que proponen estilos variados, desde lo más vanguardista y conceptual hasta lo más clásico.Y que conviven en sintonía con la propuesta gastro”. En su carta, novedades que llevan la originalidad por bandera. El sello de la chef. “Como novedad destacada, la carta da un giro y nos adentramos en una de las tendencias gourmet del momento: cocina en tarros de cristal. Recetas de siempre pensadas para  tomar en el local, para llevar  o para  almacenar, ya que gracias a su envasado al vacío se pueden consumir hasta tres meses después de su elaboración”. 

 

EL MEDITERRÁNEO COMO PROTAGONISTA

En este espacio donde el arte se saborea, la cocina Mediterránea regresa a sus orígenes y sirve de inspiración. “Y bajo esta filosofía, los frasquitos irrumpen para convertirse en los protagonistas de esta nueva propuesta. Se trata de deliciosas recetas caseras servidas y cocinadas al vacío en frascos de cristal. Salchichas con grelos, lasaña de carne o huevo con crema de puerro y trufa. Además elaboramos el Menú Frasquito compuesto por una Ensalada, un principal y un postre, todo ello en tarro y disponible para llevar. Está disponible también los fines de semana”. Los frasquitos cambian. Porque la temporalidad del producto merece el máximo respeto. “Nuestra premisa es un producto 10 y de mercado, por lo que entendemos que nuestra carta varíe según temporada. Y antes de empezar con los frasquitos, sugerimos unos entrantes como la mortadela de Bologna con trufa negra o la bresaola, variadas ensaladas caprese como la de mozzarella ahumada con tomates cherry  o un carpaccio de verduras de temporada”. El momento de los postres llega también en un frasquito. Originalidad. Diversión. Muchas ganas de hacerlo bien. Sensaciones que nos desbordan en este espacio. “La sección dedicada a los postres también se suma al nuevo concepto y presenta Los Fresquitos, o lo que es lo mismo una selección de dulces italianos en formato tarro: los reconocidos tiramisú, Panna Cotta y crumble di frutta. Todos  ellos, elaborados de forma artesanal y servidos en este formato”.

 

VINOS. SENCILLAMENTE ÚNICOS

La carta de vinos es exigente. Y eso le otorga un carácter muy especial. “La carta recoge una exquisita selección de más de 80 referencias españolas que pueden disfrutarse aquí por copas. Entre ellos se encuentra la exclusiva colección de vinos Matador de los últimos seis años. La bodega Matador realiza cada año un vino singular e irrepetible, elaborado con un coupage exclusivo para nosotros, un enólogo y una bodega diferente. Un vino único que se completa con el diseño de una etiqueta por un artista de renombre internacional”. La tienda se muestra tan irresistible como el resto de COMESTIBLES LA FÁBRICA. “Se puede adquirir una selección de productos gourmets ítalo-españoles  -pasta, conservas, aceites, cervezas artesanas-, todos ellos exhibidos en el gran mueble expositor hecho a medida que preside la sala en un espacio diáfano, limpio y funcional donde predominan las maderas claras. Porque somos mucho más que un restaurante”.  El Barrio de Las Letras disfruta de este lugar, donde el arte se involucra tanto como la gastronomía. “Este espacio está rodeado de una galería de arte y una librería especializada en fotografía. Una propuesta ideal para ir, disfrutar y compartir, pero además, ahora, con la opción de una propuesta gourmet para llevar a la oficina o tener en casa. La apuesta es firme: buenos entrantes, mención especial para el antipasto, y deliciosas pizzas completan la oferta”. El arte ahora tiene forma de frasquito.

 

GALERÍA

 

Fotografía cedida por COMESTIBLES LA FÁBRICA

COMESTIBLES LA FÁBRICA

Alameda nº9.

28014 MADRID

Phone: 912985523

Horario: De L a V de 9.30 a 00.00. / S: de 10 a 00.00./ D de 10 a 17:00. Domingos noche cerrado.

Precio medio: 20 €

www.lafabrica.com/comestibles

Uso de cookies

Este sitio web utiliza Cookies propias para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest