LAS CHICAS, LOS CHICOS Y LOS MANIQUÍS -una de las aperturas más llamativas del otoño- es un homenaje rotundo a los años 80. Esa década que supuso un cambio histórico para Madrid. El nuevo espacio es un templo para el recuerdo de la Movida. Un reconocimiento de lo que supusieron unos años en un Madrid que se transformó en una ciudad abierta y cosmopolita. Colores y estética que nos introducen en una película de Almodóvar. Una fiesta sin etiquetas donde Nacho Pop se cuela en la carta, con unas patatas al estilo Massiel para terminar disfrutando de un flan Fatal. Una estética divertida. Muy divertida. Y por supuesto, un enorme respeto y reconocimiento al producto. Tras el éxito en Barcelona de espacios como TICKETS, el Grup Iglesias llega a Madrid con LAS CHICAS, LOS CHICOS Y LOS MANIQUÍS. Un tributo a la noche más auténtica. Un homenaje a las cañas, al vermut, a esa ciudad castiza que se fue llenando de color hasta convertirse en el Madrid más movido. Y en el que ya nunca nada volvió a ser igual.

 

ENAMORADO DE TI Y DE LA MODA JUVENIL

Al entrar en LOS CHICAS, LOS CHICOS Y LOS MANIQUÍS nos introducimos en un tunel del tiempo divertido y novedoso. Todo está inundado del recuerdo y al mismo tiempo todo tiene un punto de brillantez cautivadora. Es un espacio cimentado en un pasado que lo cambió todo y en un presente gastronómico repleto de imaginación y creatividad. Es el nuevo proyecto del GRUP IGLESIAS que significa su aterrizaje en Madrid“Llegamos a Madrid con una propuesta gastronómica que sugiere y evoca una década que supuso una auténtica revolución cultural. Es nuestra manera de saludar a esta ciudad, corazón de la Movida”. Los hermanos Iglesias rinden homenaje a esta década con cariño y admiración. “Ha sido un trabajo de campo muy amplio. Hemos querido hacer un guiño a esta época y a la historia cultural de Madrid. Elegimos para ello este edificio histórico donde se encuentra el Hotel Axel, que también refleja a la perfección ese espíritu de la movida”. Creatividad, diversión y buen producto. Son sus avales. “Estamos ante una cocina desenfadada donde prima la calidad. Así lo hemos demostrado en TICKETS, el restaurante de Barcelona que tenemos junto a Albert Adriá. También en CASA DE TAPAS CAÑOTA, un lugar que gusta y donde han comido los grandes chefs de este país”. Ahora en Madrid llegan con todas las fuerzas y con una idea ciertamente cautivadora como es este homenaje a la Movida. Un proyecto equilibrado entre la audacia, el desenfado, el recuerdo y la calidad gastronómica. Y es que el nombre escogido de una canción de RADIO FUTURA -que se escucha de fondo- es todo un símbolo y todo un mensaje: “Y yo caí enamorado de la moda juvenil, de los chicos, de las chicas y los maniquís, enamorado de ti…” . 

 

VERMUTEANDO EN EL MADRID DE LOS OCHENTA

En LAS CHICAS, LOS CHICOS Y LOS MANIQUÍS todo tiene sentido. Como ellos mismo nos cuentan: “Es una carta de tapa madre para compartir platos con los que te llevamos al huerto. Aquí impera la ley del mar y el deseo carnal. Y si has de escoger entre nuestros postres y el rock, elígenos, somos la perdición”. Para empezar, la carta y los sabores suenan a Alaska, a Radio Futura y a Nacha Pop. A Burning y a Triana pura. “La hemos diseñado con un formato de vinilo con 6 canciones diferentes. En la cocina está el experimentado Pedro Gallego. Cada tema es una oferta gastronómica muy divertida en los que también han trabajado entre otros  el chef Miguel Estrada, procedente del restaurante TICKETS”. Todo tiene mucho ritmo. Es sorprendente. Y tiene alma muy castiza. “Empezamos con el vermut.  Somos unos enamorados de este momento del día. Investigamos para ofrecer la mayor calidad. Las conservas  que ofrecemos están hechas expresamente para el Grupo en Rías Baixas. Son las mismas de Bobo Pulpín, nuestra pulpería en Barcelona. Deliciosos los mejillones en escabeche, berberechos al natural o navajas en aceite de oliva”. Y sí se trata de reinventar y sorprender en LAS CHICAS, LOS CHICOS Y LOS MANIQUÍS, saben cómo hacerlo de maravilla. “Nuestra Hermenegilda es la adaptación de la clásica Gilda. Una aceituna gordal rellena de anchoa del Cantábrico con una esferificación de piparra. Sugerimos también las cortezas de cerdo con polvo de maíz y cilantro o la Coppa Ibérica Joselito. Para disfrutar de estos aperitivos, un Martínez Lacuesta, un Martini o un elegante La Quintinye”.

 

LA COCINA DE LA MOVIDA

En LAS CHICAS, LOS CHICOS Y LOS MANIQUÍS atrapa el producto desde el primer momento. Y cautiva el diseño. Un diseño del espacio y un diseño de cada plato que nos devuelve con alegría a unos años felices y audaces. Los nombres lo dicen todo; como por ejemplo en las TAPAS que disfrutamos de “las patatas Massiel que las preparamos con espuma de ali oli. Recomendamos también las croquetas de jamón con guiso de pollo. Y la hamburguesa de los 80. Hay que venir a probarla. Las piparras fritas en tempura son imprescindibles”. Después llega TE LLEVAMOS AL HUERTO con sugerencias “como los Nacho Pop con guacamole con gambas, salsa criolla y unos totopos crujientes que prepara nuestro equipo de cocina”. Y  en los pescados encontramos de nuevo los acordes de Radio Futura con LA LEY DEL MAR“Sugerimos las ostras. Naturales o con ceviche de maracuyá. Excelentes propuestas que contrastan con nuestro particular bocadillo de calamares que elaboramos con pan con tinta de calamar, calamares fritos, mahonesa de kimchi y encurtidos”. La carta de pescados varía según temporada. “Así conseguimos siempre el mejor producto. Es una selección muy cuidada, en la que destacan el tataki de bonito con vinagreta de tomate y tirabeques, el ceviche de corvina thai, el rodaballo frito en adobo con mahonesa de lima o el lomo de bacalao sobre crema de berenjena y pil pil”. Las carnes aparecen bajo el epígrafe de CARNE DE CAÑÓN con un favorito: “El solomillo de ternera con salsa périgueux y cebollitas glaseadas. Un viaje en el tiempo a los sabores de siempre. Sugerimos también el arroz meloso de pato y gorgonzola o el steak tartar. Muy fresco, el saam de pollo de inspiración coreana. Lo servimos con hierbas aromáticas y curry picante de cacahuetes”. Platos que maridan a la perfección con los BÁLSAMOS DIVINOS. “Dentro del vinilo, un disco nos presenta la bodega. Cuidamos mucho la carta de vinos y apostamos por referencias muy diferentes entre sí: Rías Baixas, Costers del Segre, Rueda, Madrid, Verdejo, Alsacia, Chablis, Bierzo, Madrid, Ribera del Duero, champagne y cava”. Esta viva oferta se nota también en los postres PREPARATE A MORIR“El flan Fatal con panna cotta con miel y nuez pecana, es uno de los más divertidos. Otro plato de los 80 con nombre propio son las ciruelas al armañac con helado de vainilla y Chantilly”. Auténticas obras de arte son los platos y las vajillas. Transgresoras. Coloristas. El Taller de Piñero se ha inspirado en el pop madrileño de los 80. Una cabeza de pescado azul para el ceviche y unos fortísimos Madelman de color dorado soportan las aceitunas gordales. Imaginación al poder y diversión a raudales”.   

 

LA BALA PERDIDA

LOS CHICAS, LAS CHICOS Y LOS MANIQUÍS está dividido en 5 espacios divertidos y coloristas. Una estética almodovariana nos seduce: “A la izquierda, la barra. A la derecha, la cocina fría donde crean los platos en vivo junto a un mostrador y las mesas. En los salones interiores, el color va transformando ambientes. Rosa como la salsa y verde pradera de San Isidro. El rojo arrebato permite comidas muy íntimas con una capacidad máxima de 14 personas. Y en ese antiguo paso de carruajes las mesas altas se apoyan en las piernas de los maniquís”. Y así llegamos a LA BALA PERDIDA un concepto de bar diferente situado en los bajos del hotel: “Es nuestro club clandestino. La cueva subterránea es nuestra joya”. Ambiente canalla. Divertido. Gastronómico. Único. Las pistas van sonando, pegadizas, en una declaración de amor a los artistas, a las canciones, al Madrid de los 80 y a la Alta Gastronomía. En LOS CHICAS, LAS CHICOS Y LOS MANIQUÍS se recupera el espíritu de la Movida en pleno Siglo XXI y ¡eso es mucho!.

 

GALERÍA

 

 

Fotografía cedida por LAS CHICAS, LOS CHICOS Y LOS MANIQUÍS

LAS CHICAS, LOS CHICOS Y LOS MANIQUÍS

C/ Atocha nº49.

28012 MADRID

Phone: 910.883.383

Horario:Barra: L-V: 7:00 a 23:00 / S-D: 8:00 a 23:00// Comidas: L- D: 13:00 a 16:00// Cenas: L- J-D: 20:00 a 23:30 / V-S: 20:00 a 00:00

Ticket medio: 30 euros.

www.losmaniquis.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza Cookies propias para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest