RESTAURANTE SANDÓ es un espacio que siempre nos está esperando. En un punto estratégico entre la Gran Vía, el Teatro Real  y la Cuesta de Santo Domingo, nos encontramos con este proyecto de gastronomía de calidad. Cercanía. Elaboraciones cuidadas. Excelente trato con cada comensal. Sabor y carácter. RESTAURANTE SANDÓ siempre sabe buscar lo mejor para cada momento, a ritmo de temporada. Con personalidad propia.

 

PASIÓN POR LA BUENA COCINA

RESTAURANTE SANDÓ tiene un encanto especial. Ambiente cuidado, entorno perfecto para disfrutar de una cocina donde “el producto es la gran estrella”. Es una cocina que como ellos mismos nos explican “se caracteriza por el empleo de ingredientes de alta calidad, primando los productos de temporada siempre con una preparación exquisita”. En RESTAURANTE SANDÓ se respira pasión por la buena gastronomía, con una puesta en escena brillante y esmerada. Amor por lo bueno, apuesta por las esencias de esas recetas que acercan la cocina a todos.

 

CREATIVIDAD Y TRADICIÓN

En la cocina de RESTAURANTE SANDÓ encontramos a Antonio Hoyas que tiene muy claro el proyecto. Se vive pensando “en una cocina tradicional pero actualizada. En una búsqueda constante por una calidad que nos lleva a propuestas sabrosas, bien presentadas y con sabores de temporada”. Y es que en RESTAURANTE SANDÓ se puede disfrutar, con una gran fidelidad, de las mejores elaboraciones de cada momento del año. Sabores y percepciones que se convierten en un viaje muy sugerente por el producto más convincente y coherente. La temporada es esencial en esta cocina. En concreto, por ejemplo ahora en primavera se perciben olores y sabores de una carta renovada. Una nueva propuesta muy trabajada en la que el producto marca las pautas. Ejemplos esplendorosos con nombre y apellidos como “el gazpachito de fresas con mimosa de bogavante; la ensaladilla trufada con trigueros y zanahoria baby; las milhojas de berenjenas con brandada de bacalao y miel de arce; los tallarines de vegetales a la carbonara con trufa o los ravioli de calabacín relleno de presa ibérica”. Sin olvidarnos de “unos exquisitos pétalos de tomate con cebolleta asada y anchoas del Cantábrico”. Seguimos repasando la carta donde aparecen elaboraciones tan sugerentes como “lasaña de chipirones y champiñones; pulpo en tempura con mousse de cava; medallones de merluza con carabineros y salsa de cítricos; costillar de ibérico con su adobo en teriyaki y puré de queso ahumado o turnedó de vacuno con patata violeta confitada”. En los postres atención muy especial a “la tarta de galleta y chocolate con fresas al vodka o al icónico sándwich de chocolate con vinagreta de naranja”.  

 

SABORES Y PROPUESTAS

Además en RESTAURANTE SANDÓ siempre disponen de un Menú de temporada, en estos momentos se disfruta el de primavera. “Un entrante con crujiente de berenjenas con brandada de bacalao y vinagreta de mango. Más tarde, se escoge entre carne y pescado. Es decir, se puede saborear un lagarto ibérico con patatas a la crema o un medallón de merluza con tallarines de vegetales y salsa de ostras. De postre, una deliciosa pirámide de pannacotta con manzana asada”. Además siempre permanece en la carta un Menú Degustación con “dos aperitivos, dos entrantes, dos principales y dos postres”.  Por ejemplo, durante el mes de mayo coincidiendo con San Isidro hemos saboreado: “Gazapcho de fresas; mousse de cocido madrileño; foie micuit, queso y mango; ratatouille con bacalao, confitado y huevo; pulpo braseado con cremoso de trigueros y queso; ravioli de calabacín de rabo de toro al vino tinto. Y en los postres: leche frita con café jamaicano y sandwich de chocolate con vinagreta de naranja”. En todo caso, esta propuesta cambia con frecuencia convirtiéndose en un buen exponente de la cocina de RESTAURANTE SANDÓ. Propuestas como “el mousse de patatas y mejillón en escabeche; la tempura de berenjenas con brandada de bacalao y vinagreta de mango; merluza con estofado de chipirón, el cochinillo confitado con ensalada de melocotón o postres como la tarta de queso ahumada”. La carta de vinos de RESTAURANTE SANDÓ está “muy trabajada. Referencias de siempre, etiquetas que dan solidez. Y también otras propuestas de bodegueros nuevos que están haciendo cosas muy buenas”. El brunch de los domingos se ha consolidado como uno de los emblemáticos de la ciudad: “Muy completo. Está compuesto por varios tipos de bebidas, frías, calientes e incluso copa de cava rosado; yogures, cereales, frutas, panes y bollería, embutidos, quesos, ensaladas y un plato principal a elegir”. 

 

ARMONÍA Y DISEÑO

RESTAURANTE SANDÓ nos ofrece “una decoración moderna y actual. Un ambiente agradable, elegante y familiar que invita a largas sobremesas”. Además ofrece “un impecable semi-reservado panorámico y acristalado. Y también un reservado”. Se puede disfrutar también de “LAS CUEVAS DEL SANDÓ un espacio con más de cinco siglos de historia, convertido en una coctelería llena de encanto para las noches de jueves a sábado”. En definitiva, un espacio en perfecta armonía entre el diseño y la tradición con una cocina moderna, de nuestro tiempo, pero siempre muy asentada en las raíces.

 

GALERÍA

 

Fotografía cedida por SANDÓ

RESTAURANTE SANDÓ

C/ Isabel la Católica nº2-4

28013 MADRID

Phone: 915479911

Horario: M-D 13:00 a 16:00/ 20:00 a 23:00/ V-S se cierra a las 0:00/ Las Cuevas del Sandó: J-S 19:00 a 2:00 /Brunch: 12:30 a 15:30

Precio medio: 35 euros / Menú de Temporada: 29 euros/ Menú Degustación 49 euros/ Brunch: 28 euros

www.restuarantesando.es

 

 

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza Cookies propias para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest